domingo, 26 de mayo de 2013

COCÓ BALOA DESATO APLAUSOS EN MEXICO POR SU DESTREZA EN LOS TIMBALES

Hijo de 5 años de Porfi Baloa ya tiene club de fans en Veracruz COCÓ BALOA DESATO APLAUSOS EN MEXICO POR SU DESTREZA EN LOS TIMBALES El niño prodigio de los timbales ya empieza a cosechar éxitos a nivel internacional por su gran destreza en la ejecución de la batería. Danilo Baloa mejor conocido entre familiares y sus amiguitos de colegio como “Cocó” fue la sensación en el recién finalizado “Tercer Festival Internacional de Salsa de Boca de Río de México”. Siguiendo los pasos de su padre, el maestro Porfi Baloa, este “Niño prodigio de los Timbales” como lo reseñó la prensa internacional, logró captar la atención de todos los presentes en un abarrotado salsódromo de Veracruz. Con apenas 5 años de edad, Cocó Baloa, el hijo menor del productor, compositor y arreglista venezolano Porfi Baloa, estudiante del 1 grado, amante de los animales y sobre todo autodidacta en cuestiones musicales, tuvo su primera aparición en público a la edad de 2 años en una concierto del Gran Combo, acaparando la atención de todos. Entre juegos de escondite, hacer tareas y los videojuegos, las sesiones con las congas y los timbales, forman parte espontánea de sus actividades. Solo y casi desde que dio los primeros pasos firmes, la baqueta es su aliada de diversión; a perolas, congas, tamboras etc.., a todo quería darle y probar sonidos. Algo innato; heredado?. El que dijo que la genialidad no se hereda, aquí se equivocó, pues hoy por hoy ha sido toda una sensación por su destreza en la batería. “El niño conga” se escuchó decir entre la multitud en el festival de salsa más importante del mundo, realizado en Veracruz, México, donde el niño prodigio venezolano ya tiene club de fans. Porfi Baloa acompañado de sus músicos prendieron a los salseros de corazón con temas como “Persona ideal”, “Te amaré”, “Se acabó el amor” y “Hoy aprendí”, en una presentación que le dedicaron a Oscar D’León. Al escuchar las estrofas de “¿Por qué Dios te hizo tan bella?”, los gritos de los fanáticos inundaron el Salsódromo boqueño; al unísono cantaron la melodía completa de Baloa y sus Adolescentes. Pero, el frenesí llego al límite cuando en escena apareció Cocó, que puso al rojo vivo a más de 150 mil personas que se dieron cita en el salsodromo. Así reseñó el diario El Universal de México: “El gran momento del Festival fue la aparición de Cocó, el hijo de Baloa, de 5 años, que hizo suyo el escenario al dar muestra del control que tenía sobre varios instrumentos, entre ellos la timbaleta. El público no dejó de saltar con Porfi Baloa, adolescentes y su hijo, quienes pese a las exigencias de los presentes para alargar el show, tuvieron que ceder el espacio tras el tiempo excedido”. Casi al final de su número, la histeria colectiva era inusual. Cocó tocó la batería instruido por puros “pa, pa, pá” de su papá”. Sin duda este niño prodigio de los timbales empieza a escribir su propia historia, una historia que empieza a nivel internacional como el pequeño salsero que desató el aplauso masivo. Aquí pueden disfrutarlo a través del portal mexicano NME: http://www.nme.com/nme-video/youtube/id/Gn3OrLpkFhU/search/veracruz en donde el cielo de Veracruz se iluminó con los fuegos pirotécnicos que anunciaron la entrada al escenario de Porfi Baloa el “Bethoven de la salsa”, como lo llaman en el país azteca.-